lunes, 12 de mayo de 2014

Después de Londres


De regreso en Madrid, después de cinco días en casita, recuperando la forma gracias a los tupper de las abuelas y reencontrándonos con la rama peluda de la familia, llega la hora de hacer balance de la estancia londinense. Vamos allá.


Antes de Londres
Después de Londres

Balance
Páginas de la Innombrable escritas

109
131
Fatal, fatal, fatal
Doctorandos compañeros en el CSIC por fin doctorados

5
8
¡Enhorabuena Rosana, Pablo y Rebeca que se han unido al club! Yes we can!
Libros (no académicos) terminados desde que nació Mopito

0
3
Bueno, podía haber sido mejor, pero no está mal.
Alimentos incorporados a la dieta de Mopito

1
8
Ocho alimentos nuevos con sus correspondientes cacas apestosas.
Dientes de Mopito
0
0
Pues tuvimos una semana de llantos incomprensibles y los ancianos de la tribu profetizaron dientes. Pero al final nada de nada.

Kilogramos de Mopito
6
7,500
Como dice el Padre Cholón, Mopito de pronto ha decidido ser gordo y eso hay que respetarlo.

Y además, hemos dejado atrás el capazo, hemos visto a Mopito girarse sobre sí mismo (aunque no le debe gustar mucho porque no se prodiga en volteretas) y le hemos escuchado balbucear algo parecido a mamá y algo parecido a papá (y sí, sabemos que es un inconsciente y no sabe lo que dice, pero qué queréis, hace mucha ilusión).

Por supuesto, no me gustaría dejar de explicar aquí sus progresos chupetiles, que son importantes. Si la fase “el chupete me da arcadas” había quedado atrás hace mucho, mucho tiempo, la fase “lanzamiento de chupete” se me antoja ya también muy lejana. Así que es oficial: Mopito ya acepta el chupete de buen grado. Eso sí, tiene un concepto muy particular de cómo debe utilizarse este objeto. La secuencia es básicamente siempre la misma: se lo pongo en la boca, lo succiona una o dos veces, se lleva las manos a la boca, coge el chupete, le da la vuelta y comienza a morderlo por el canto, que debe saber mucho más rico.



2 comentarios:

  1. Husmeando por la madresfera he llegado hasta tu blog, y aquí me tienes husmeándolo, como buena bloguer-cotilla jeje. Por lo que veo estás de tesis, ¿no? estás en el CSIC, yo conozco a algunos de esa tribu jeje.
    Ains, la de ganas que tenemos al principio que cojan a gusto el chupete y la que nos vemos luego más tarde para quitárselo! jajaja
    Si no lo quiere no te agobies, mucho mejor...eso que te ahorrarás de aquí un tiempo jeje.
    Por cierto, te he dejado un premio en mi blog ;)
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ala! ¡Qué ilusión, mi primer premio! Muchísimas gracias, eres un solete! Además así he conocido tu blog, que está genial! Pues me pondré las pilas a hacer una lista de blogs y a contestar a tus preguntas.
      Y bueno, ya no soy legalmente de esa tribu del CSIC, que me quedé en paro hace unos meses, pero los colores se siguen sintiendo.
      El chupete no me obsesiona, al contrario, me hace gracia que desde pequeño haya tenido tan claro que no lo quería ver ni en pintura.
      Un abrazote!

      Eliminar